Aceites esenciales para la piel

¿Qué son los aceites esenciales para la piel?

Los aceites esenciales para la piel son las sustancias que se obtienen de elementos vegetales mediante procesos de destilación o extracción que permiten concentrar sus principales cualidades medicinales. Debido a su alta concentración de componentes naturales, aportadores de vitaminas y antioxidantes, ofrecen múltiples propiedades a través de su uso tópico.

Propiedades

La lista de propiedades altamente beneficiosas aportadas por los aceites esenciales es casi infinita. Entre ellas destacan: propiedades antibióticas, hidratantes, antivíricas, calmantes, cicatrizantes, energizantes… Haciendo de los aceites esenciales el mejor aliado para mantener la piel saludable.

Beneficios

Al ser ricos en vitaminas, minerales y ácidos grasos poliinsaturados, los aceites esenciales suponen un extraordinario aporte de nutrientes para la piel, permitiendo mantenerla fuerte, revitalizada y protegida de dañinos elementos externos.

Piel mixta

La piel mixta, aquella que presenta algunas zonas grasas mientras que otras aparecen secas, es la más difícil de tratar, aunque para nada imposible. Aceites como el de lavanda o el de naranja suponen auténticos todoterrenos que se adaptan a la perfección a este tipo de piel dándole el cuidado especial que merece.

Piel grasa

Frente a pieles grasas requerimos de aceites que no dejen la piel aceitosa y ayuden a combatir el exceso de sebo y las infecciones cutáneas, restaurando el equilibrio de la piel. El aceite esencial de lavanda es uno de los más útiles para este tipo de pieles, permitiendo combatir el acné y regular las secreciones sebáceas.

Pieles maduras

Entre los aceites esenciales ideales para las pieles maduras destacan el de rosa mosqueta y el de jojoba. Debido a sus propiedades antiaging y a la alta hidratación, firmeza y elasticidad que aportan a la piel son los más indicados para favorecer la regeneración celular y ayudar en la reducción de arrugas.

Manchas de la piel

No existe mejor aceite esencial para acabar con las manchas de la piel que el de caléndula, siendo un magnífico calmante para pieles muy sensibles y/o irritadas y reforzando las defensas naturales de la piel para permitir su tonificación y regeneración.

Cómo usar los aceites esenciales en la piel

Los aceites esenciales entran en contacto directamente con la piel a través de un buen masajeado o frotado. De este modo permitiremos la penetración de sus activos en la dermis y en la epidermis. Al tratarse de productos muy concentrados no es necesario utilizar mucha cantidad: unas gotitas serán suficientes para marcar la diferencia.

Mostrando todos los resultados 9

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies