Protege tu piel del sol

Protege tu piel del sol

¿Recuedas cuando de pequeños íbamos a la playa o a la piscina y la mayor obsesión de nuestras madres y abuelas era embadurnarnos todo el cuerpo de crema hasta convertirnos en auténticas bolas de nieve? Ellas siempre se amparaban en la misma frase: «hay que proteger la piel del sol, tiene memoria y no sabemos qué puede pasar en el futuro». Razón no les faltaba: piel sana, cuerpo sano.

Cómo proteger la piel antes de la exposición solar

La piel es uno de los órganos del cuerpo humano más sensible a los factores externos puesto que se encuentra en primera fila de batalla para defender nuestro organismo

Recuerda que, tal y como defendían nuestras madres y abuelas, es primordial el uso preventivo de las cremas de protección solar antes de exponernos a los rayos ultravioleta.

Factor de protección solar

En líneas generales, el número del factor de protección hace referencia a lo que tardaría tu piel en quedar desprotegida frente a los rayos solares.

Es importante que sepamos que no todos los tipos de piel aguantan del mismo modo la exposición al sol, por lo que el primer paso es conocer tu tipo de dermis y el tiempo en el que tu piel comienza a quemarse tras su exposición al astro rey.

Una vez que conoces el tiempo que tarda tu piel en quedar desprotegida es cuando estás preparado para elegir la crema protectora adecuada. Multiplica el tiempo en el que tu piel comienza a quemarse por el número del factor de protección y sabrás, de forma aproximada, el tiempo real en que tu dermis queda protegida.

No obstante, ten en cuenta otros factores tales como las horas en las que tu piel queda expuesta y la zona geográfica en la que lo haces: no es igual tomar el sol en Asturias a las diez de la mañana que hacerlo en Sevilla a las cuatro de tarde. Asimismo, recuerda echarte crema de nuevo tras un chapuzón, ya que la protección después del baño también disminuye.

Proteger la piel después de la exposición solar

Proteger la piel después de la exposición solar

Si protegernos antes de tomar el sol es importante, también lo es regenerar, hidratar y calmar la piel después de la exposición solar. La piel se renueva cada cuatro u ocho semanas y el número de células cutáneas que perdemos diariamente es abismal. Por ello, te recomendamos que incluyas en tu rutina diaria el aceite Nº6 para pieles sensibles que es un magnifico descongestionante, protector y calmante natural tras la exposición al sol

Genera el hábito de cuidar tu piel al menos dos veces al día, una por la mañana y otra por la noche. Como rutina mañanera añade unas gotas de nuestro aceite Nº6 en tu crema y aplícala por todo tu cuerpo. Como rutina nocturna aplica directamente el aceite sobre la piel disfrutando de un pequeño masaje.

Se trata de un aceite cien por cien natural que hidrata, descongestiona y previene. Porque los mimos y cuidados de hoy se convierten en salud del mañana.

Además, este mes podrás disfrutar de un 20% de descuento en la compra del aceite Nº6 para pieles muy sensibles de Oleotherapy. Ahora ya no tienes excusa ????

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies